Connect with us

Noticias

Afectaciones tras fuertes lluvias en Palmira

Publicado

en

Un pedido de ayuda solicitó en las últimas horas la Secretaría de Infraestructura de Palmira ante la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo para afrontar las emergencias que se vienen presentando en los distintos corregimientos tanto de la zona alta como de la parte plana del municipio como consecuencia de la fuerte ola invernal de los últimos días.

El titular de ese despacho, ingeniero Evier de Jésus Davila, precisó que a pesar de que el municipio cuenta con maquinaría amarilla y la colaboración de la Oficina de Gestión del Riesgo de Palmira, además de los organismos de socorro como el Cuerpo de Bomberos, que están trabajando en los sectores afectados, estos esfuerzos han sido insuficientes para atender la cantidad de situaciones que se han generado debido a las fueres lluvias que han ocasionado derrumbes, pérdida de banca de las carreteras, además de inundaciones de viviendas y cultivos.

El funcionario dijo que ha sido un fin de semana muy difícil en la medida que se han debido atender múltiples reportes, uno de ellos en la vereda La Nevera, corregimiento de Toche, en límites con el departamento del Tolima, donde se han presentado derrumbes en los kilómetros 42, 45 y 49, donde la quebrada Las Truchas, cerca a la batea, en Casa Roja, está generando problemas a todos los campesinos del sector que no pueden bajar sus productos agrícola y la leche, a la cabecera urbana.

Esto como consecuencia de la pérdida parcial de la banca y a los diferentes derrumbes que se han venido produciendo en este lugar.

Asimismo, en los corregimientos Calucé y Tenjo las vías están resquebrajadas por pérdida parcial de la banca y ha sido imposible entrar con la maquinaría.

Igualmente, se ha generado taponamiento parcial por parte del río Nima en el sector poblado del corregimiento de Tenjo.

En cuanto a la parte plana del municipio, el ingeniero Dávila confirmó que en el corregimiento de Juanchito, en Ciudad del Campo, se registraron inundaciones en todo el sector urbano, mientras en el corregimiento Bolo San Isidro, las fuertes lluvias provocaron una empalizada que llevó a una creciente del río que anegó los cultivos de los campesinos del lugar.

Entre tanto, en el corregimiento Aguaclara, el río del mismo nombre también presentó una fuerte crecida y se metió a las viviendas generando inundaciones.

«Es decir, el municipio tiene una cantidad de maquinaría pero en este momento ha sido insuficiente y por eso estamos pidiendo a la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo que mire hacia Palmira y los problemas que tenemos porque aunque la Oficina de Gestión del Riesgo de Palmira y los Bomberos nos han prestado mucha colaboración, necesitamos que a nivel nacional nos ayuden porque tenemos muchas emergencias en los distintos corregimientos que comprenden el municipio», reiteró.

De otro lado, el callejón La Campana, en el corregimiento de Rozo, comuna 8, también está colmatado.

Por su parte, el Alcalde Jairo Ortega Samboní anunció que reforzarán las acciones en la zona montañosa del oriente del municipio para prevenir posibles desmoronamientos y avalanchas del afluente.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Copyright © 2022 Noticias Valle Hoy